Lo que necesita tu negocio son competencias que no se puedan copiar – esto es igual la más importante

¿Estás montando un negocio alrededor de un producto? Ten en cuenta esta ventaja competitiva para que no te puedan copiar tan fácilmente.

Google tiene sus días contados. Por lo menos si fuese únicamente por la tecnología que posee. En este momento no hay ninguna otra empresa que alcance la calidad de los resultados de búsqueda del buscador de Mountain View. Esto no siempre tiene que ser así. La historia ha demostrado que los reinos eternos no existen y que siempre llegará un emperador nuevo más poderoso que el anterior.

comunidad empresa productoDerechos de foto de Fotolia

Google es consciente de este hecho por lo que no se relajan ni un segundo asumiendo continuamente nuevos riesgos para mantener su reino durante el mayor tiempo posible. Aunque algún poderoso del mundo que sea capaz de desarrollar una mejor tecnología algún día, se encontraría con barreras importantes.

El valor de tu oferta aumenta con mayor uso

Google tiene algo muy valioso lo que no se puede remplazar únicamente con una mejor tecnología: una comunidad increíblemente enganchada.

Tal como lo explica Seth Godin en un post, el valor de tu oferta aumenta con un mayor uso. Google es Google porque todo el mundo lo utiliza. En España alcanzan una cuota de mercado que se acerca de manera escalofriante al 100%. Tiene sentido gastarse dinero en Adwords porque vas a llegar a todo tu público objetivo de un golpe independientemente del hecho de que alguien igual en ese momento tenga un mejor buscador. El producto es clave pero hay factores que no se pueden comprar tan fácilmente con dinero.

Es el hecho de tener una comunidad, eso multiplica el valor de mercado de personas pero también de empresas. Es por ello que se valoran algunas start-ups por miles de millones de euros. Más allá de la tecnología han logrado captar usuarios en grandes cantidades que son fans de la empresa y en muchos casos incluso realizan la labor de embajador.

Cómo se consigue esa ventaja competitiva en forma de comunidad

Para lograr una comunidad no hay que hacer nada lo que no te diga el sentido común. Nos sigue gustando que existan algún tipo de trucos mágicos para ir más rápido pero por desgracias yo todavía no los he encontrado en ninguna parte.

Un buen producto

Todo parte de esa base. El marketing es importante pero puede ser nada más tan potente como lo es el producto. Tiene que haber un equilibrio.

Exagerar en el marketing puede hasta cierto punto incluso ser útil aunque únicamente en muy ocasiones no vas a correr el riesgo de perder toda tu credibilidad.

El desarrollo de producto no tiene un comienzo y un final. Es un proceso continuo que no para nunca porque tu competencia no duerme y descansará hasta ser mejor que tú (o en otro caso irá aumentando distancias).

Valores y un objetivo mayor

Más allá de un buen producto necesitas un segundo pilar clave para que se forme una comunidad fuerte. Se trata de valores y un objetivo mayor.

Una aplicación de Fitness que ya sigo hace tiempo se llama Freeletics. Hacen una labor extraordinaria en este sentido aunque honestamente dentro de su temática lo tengan más fácil que otros. El objetivo común es lograr un mejor cuerpo y estar en forma.

No tiene que hacer mucho marketing porque únicamente a través de los vídeos de antes y después de sus miembros llegan a cada vez más personas que quieran lograr los mismos resultados. Transmiten los valores del atleta libre que no tiene excusas. No hay que ir a un gimnasio para estar en forma y lograr un buen cuerpo.

Cuando desarrollas un producto piensa también en su potencial para crear una comunidad alrededor del mismo. Es lo más potente y los más complicado a copiar…

  1. Hola Carlos,

    Como la mayoría de las veces das en el clavo. De hecho, la comunidad que posees alrededor de tu blog y tus productos dan buena fe de ello.

    Yo también quedé enganchada con un video de Freeletics. En concreto el de Levent, que si tus lectores no saben cual es aquí lo dejo: https://www.youtube.com/watch?v=vGnAQqlrKoE

    Eso sí, aún estoy mentalizándome para hacer mi primer workout. Llevo con la aplicación en el móvil más de un año :D

    La música del video también ayuda eh. Al principio pensé que me iba a contar que su perro había muerto por lo menos. No esperaba que el hecho de haber sido gordito de pequeño le hubiera traumatizado tanto como para elegir esa música.

    Menos mal que lo soluciona con “Going the distance” de Rocky. Ya sabes perfectamente cuando comienzas a escucharla que el video tiene final feliz en forma de six-pack.

    Y volviendo al tema de la comunidad. Creo que el éxito de Freeletics se basa en estos puntos entre otros.

    a) Antes y después en video. Al menos así sabes que es la misma persona. No como en la típica publicidad web de cualquier quema-grasa milagroso.
    b) El hecho de poder medir tu progreso por como de rápido terminas tus sesiones. (Incluyendo la sesión fantasma para animarte a batir tu propio record)
    c) Comunidad integrada en el móvil que te anima constantemente a mejorar.

    Gran artículo.

    Saludos,
    Laura

    Responder
    • Muchas gracias Laura. Es curioso porque yo también he tenido instalada la aplicación durante 1 años antes de ponerme en serio. Ha sido culpa de mi cuñado durante las vacaciones que me ha dado el impulso final para lanzarme. Voy por semana 3, ya os iré contando… ;)

      Saludos!

      Responder
  2. El problema es que un competidor de Google necesitará de Google para darse a conocer o usar una estrategia núnca ántes vista.

    Responder
    • Buen punto Denis. Aunque en el caso de Google (cuando dominaba todavía Yahoo!) se hicieron grandes a través del boca a boca. Aunque está claro que apostar por el marketing viral es una estrategia bastante arriesgada…

      Saludos!

      Responder
  3. Yo si fuera competidora de Google no contaría con Google para darme a conocer. Y Google no me lo pondría fácil tampoco.

    Iría a por nuevos aspirantes en el “Internet de las cosas”. Creo que el futuro de los buscadores web está en las busquedas semánticas y en el Internet de las cosas.

    Laura.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *