¿Cuánto margen te debería dar un producto en una tienda online?

Cuándo lanzas una tienda online lo que más te importa al principio es vender. ¿Te has preguntado si esas ventas te dan suficiente margen?

El margen de beneficio es uno de los factores clave más descuidados entre personas que lanzan una tienda online nueva. Vender y facturar ya es complicado por lo que muchos pasan bastante tiempo ignorando el paso necesario de averiguar el beneficio limpio que le sacan a su negocio.

margen productoDerechos de foto de Adobe Stock

De una agencia amiga escuché de un caso dónde el dueño de un e-commerce que era cliente suyo facturaba millones de euros. El problema era que con cada venta estaba perdiendo dinero y al final tuvo que cerrar con cientos de miles de euros de deudas encima de la espalda. No quiero que a ti te suceda lo mismo cuándo decidas lanzarte a la venta online.

Este tema yo lo he tratado en su momento para Amazon. Además aquí tienes el post donde explico en detalle el cálculo del margen que te puede ser también para este contexto aunque haya costes que no hay que tener en cuenta en una tienda online pero para Amazon sí. Aquí no voy a entrar en detalles de cómo calcularlo sino me voy a centrar únicamente en el margen.

Margen para una tienda online unipersonal

No es lo mismo lanzar una tienda online desde tu propia casa que haciendólo desde una empresa con costes de personal e infraestructura. Si los costes fijos que tienes son mínimos el margen necesario puede ser más bajo. Debes restar de la facturación impuestos, costes de producto, marketing, envío, embalaje y otros posibles costes variables relacionados con la venta. Al final si divides el resultado con la facturación total por venta (incluyendo gastos de envío) te debería salir al menos un 30%. Mejor sería una cifra alrededor del 50% porque te permitiría añadir costes de infraestructura o personal para poder crecer más adelante.

Margen para un e-commerce potente

“Potente” es una palabra muy relativa pero vamos a decir que tienes la capacidad de facturar al menos 1 millón de euros el primer año. En este caso u margen debería estar entre un 40-60%. El margen debe ser más elevado porque tienes que asumir muchos costes de infraestructura y personal que un emprendedor desde casa en comparación no tiene. Aquí también tienes que tener en cuenta un posible crecimiento que el margen debería poder aguantar y financiar.

Las cifras que te acabo de dar para ambos escenarios son datos muy aproximados. Puede que tu negocio requiera algo menos o algo más. Son datos basados en mi propia experiencia y cifras que he visto de clientes. El mensaje más importante es que debes mirar y hacer crecer el margen. Sobre todo en este blog estoy centrado en toda la parte bonita de tener un e-commerce pero al final “la pasta, es la pasta…”. Esto tiene que dar para vivir porque sino no merece la pena todo el esfuerzo. Te sigo contando.

Stay tuned.

  1. Gracias por compartir. Siempre es bueno saber este tipo de información para las futuras tiendas online.

    Responder

Responder a Rubén Darío Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *