fbpx

Mi fórmula básica para conseguir contactos que te abren puertas

En el mundo de los negocios en ocasiones los contactos pueden marcar la diferencia. Esto es cómo yo los consigo.

Hay una cosa que se me da relativamente mal en la vida real. Es hacer networking. Y ahora dirás. “¿Entonces que me vas a contar en este post?”

Buena pregunta, gracias por hacérmela. ;)

hacer contactos potentesDerechos de foto de Adobe Stock

No soy bueno haciendo networking en general porque me cuesta hablar sobre temas que no me interesan. Me he dado cuenta que con el paso de los años me hago cada vez más anti-social. En cambio sí me hablas sobre temas relacionados con el negocio te puedo hablar durante horas sin esfuerzo.

En mi auto-análisis no soy demasiado bueno como generalista pero se me da relativamente bien ir por contactos concretos. Es decir quiero “conectar con María de empresa potente Z” es más mi fuerte. ¿Cómo lo hago?

Si estás investigando este tema o quieres dar con alguien en concreto posiblemente estés buscando algún truco o secreto que nadie te ha contado previamente para abrirte cualquier puerta en el mundo de los negocios. Lo siento, aquí no la vas a encontrar. Las cosas como son.

Diría incluso que una buena forma de conseguir este tipo de contactos no ha cambiado en décadas. Aquí van algunas pautas.

  • Ten paciencia. Esto no va de contactar una vez y lograr cualquier cosa. Puedes tardar años en lograr la confianza que necesitas para crear una base común.
  • Aporta valor. Recibo todos los días mails que quiere algo de mí. Muy pocos realmente piensan primero en mí y buscan una forma de aportarme valor antes de pedirme algo.
  • Contacta por LinkedIn. Puede ser una opción para establecer un primer punto de contacto. No todo el mundo acepta a contactos que no conocen. No cuentes con qué te va a funcionar a la primera.
  • Llama por teléfono. Es relativamente fácil dar con alguien de una empresa por teléfono. Lo único lo que tienes que hacer es una búsqueda en Google de “empresa + ciudad”. Llamas y preguntas directamente por la persona. No hay ninguna magia en esto.
  • Busca formas de contactar en persona. Sin duda lo más potente son los encuentros cara a cara. Esto puede marcar la diferencia y de forma definitiva abrirte la puerta.

El último contacto que abrí de esta forma me llevó 2 años en activarlo. He pasado casi todas las fases que te he comentado: escribir un mail, llamar por teléfono (fácil 20-30 llamadas contando los intentos), encuentro en persona, etc.

Al final tratas con personas que están ocupadas y que no se fían. Hazles ver que te mereces su atención. Si buscas un secreto, es ese. Te seguiré contando.

Stay tuned.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *