El rol del gerente – el facilitador de las cosas

No es únicamente dar un buen ejemplo. Es sobre todo quitar obstáculos de donde surjan. Tienes que ser el “facilitador” dentro de tu organización para que las cosas fluyan.

Cambiar el rollo del papel de váter. Eso es una de las tareas que identifiqué en su momento en este post. Probablemente no son tan glamurosas como te las esperabas pero en realidad tienes que tener una cosa clara. Si realmente quieres crear un negocio desde cero y hacerlo crecer de forma sostenible a largo plazo tú debes ser la persona menos relevante.

manos barroDerechos de foto de Adobe Stock

En el mundo como en la vida no hay blanco y negro. Cuando te cuentan que tienes que saber delegar no digo que no sea cierto. Pero todo, repito absolutamente todo viene con matices. Esto puede implicar que en vez de que te hagan el café a ti se lo hagas tú al equipo. Puede ser tanto una pequeña motivación pero también puede ser que el programador al que se lo estás haciendo está teniendo una racha y tiene más sentido que no se levante de la silla.

El trabajo fundamental de un gerente consiste en quitarle obstáculos a su equipo. Es el “facilitador” de las cosas.

“No te preocupes, que yo me encargo”.

Una cosa tienes que tener claro. Cuando hay que delegar se delega. Cuando hay que meter las manos en el barro también. No es tan sencillo encontrar el equilibrio perfecto. Poco a poco irás optimizando tu recurso más importante: tu tiempo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *