Cómo tomar una decisión cuando tienes muchas opciones

Algunos practican deporte y otros se ponen a meditar durante horas. Tomar la decisión más adecuada entre muchas opciones no siempre es una tarea sencilla.

En el mundo profesional no me cuesta mucho tomar una decisión aunque sea difícil. En lo privado una carta de un restaurante que sobrepasa las opciones de un menú ya me puede agobiar. Prefiero en este caso apoyar mi voto en las decisiones de terceros dejándome guiar por el social proof antes de hacer mi propia elección.

Elegir la mejor opciónDerechos de foto de Fotolia

Ahora estoy en el proceso de tener que buscarme una nueva casa. Nos mudaremos en cuestión de 2 semanas y todavía no hemos encontrado nuestra vivienda “ideal”. En poco tiempo hay que ver evaluar muchas opciones por lo que hay que encontrar una manera de elegir la mejor para la familia reduciendo el riesgo de tomar una decisión equivocada.

1. Descartar rápido

Antes de elegir hay que descartar. Todo los que no quieras táchalo de tu cabeza. Parece sencillo y obvio pero el ser humano siempre piensa que se pierde algo. No te gusta ver un partido de fútbol en directo: “¿pero si no voy me perderé algo…?” Para tomar una decisión hay que reducir el número de opciones corriendo el riesgo que en esta fase estés descartando algo que te hubiera valido.

2. Matriz de decisión

Una vez que hayas realizado varios descartes puedes seguir teniendo varias opciones que están más o menos al mismo nivel de preferencia. En este caso puedes trabajar con una matriz de decisión. En el caso de una mudanza los criterios podrían ser “tiene piscina”, “distancia a guardería”, “precio de alquiler”, etc. Cada criterio recibe un peso. Esto significa que p.ej. valoras más 2 veces más relevante que puedas ir andando a la guardería de que haya una piscina. No se lo voy a proponer a mi mujer porque me va a decir que al final voy a manipular los resultados para que salgan mis preferencias como ganadores… :)

3. Visualizar

No todas pero muchas decisiones implican un elemento emocional. En el caso de la vivienda es fácil. Una vez que tengas un top 3 tienes que imaginarte viviendo en ella. Visualizar es un proceso esencial para tomar una decisión correcta. Puede ayudarte a sacar a la luz factores que valoras que están escondidos en tu inconsciente. Es lo que los anglosajones y emprendedores lo llaman también gut feeling y los hindúes posicionan en esa parte del cuerpo uno de los seis chakras.

No es fácil tomar una buena decisión. Según mi propia experiencia la primera opción no siempre tiene que ser la mejor. Hay que dedicarle tiempo y centrarse. Algunos practican deporte y otros meditan. La respuesta a veces llega de lados desde no te lo esperas.

¿Cuáles son tus consejos para tomar la mejor decisión cuando tienes muchas opciones?

  1. Hola Carlos. En una situación como la tuya lo mejor es que transfieras a tu mujer la decisión final. Si algo sale mal quedarás limpio de polvo y paja y la ira Divina no caerá sobre tu cabeza. :grin:
    En otras palabras: “You must make the best choice among the best”, algo que aquí en USA casi siempre dejamos en manos de las mujeres. Generalmente ellas cuentan con mejor visión de futuro que nosotros los hombres.
    Salu2

    Responder
  2. Me encantan este tipo de posts Carlos. A veces se agradece “filosofar” un poquito. :)

    Yo quiero aportar un punto más: Ver las consecuencias de forma realista y valiente. Hay que preguntarse “¿qué es lo peor que me puede pasar si me equivoco?” y responderlo de forma realista y valiente y no con respuestas tipo “un samurai deshonrado debe clavarse la espada a sí mismo” o “el mundo se acaba”.

    Por poner un ejemplo: Elección del plato cuando hay demasiadas opciones. En este caso yo solía tardar bastante. Ahora pienso “¿qué es lo peor que me puede pasar?”. Que no me guste el plato, que me guste más el de mi mujer y pinche en su plato, que me guste más el de la mesa de al lado y pinche en su plato … Visto así, ¿verdad que incluso puedes permitirte el lujo de cerrar los ojos “y donde caiga el dedo”?. Tampoco pasará tanto tiempo hasta que vuelva a un restaurante …

    En el caso de la casa, por poner otro ejemplo (y se que no vas a estar de acuerdo), lo peor que te puede pasar no es que tengas que pasar el resto de tu vida viviendo en una casa que no te guste. Lo peor que te puede pasar es que tengas que mudarte otra vez. Si, molesto y engorroso, pero existe una solución “viable”.

    Con esto, lo que quiero decir es que en mi humilde opinión hay que ser pragmáticos y reducir el miedo. Al reducir el miedo, dejamos más espacio a las emociones, intuición y aventura.

    Responder
  3. No te compliques la vida; tu inconsciente ya ha decidido por ti. Sólo te queda elegir las categorías, etiquetas, hashtags,… que mejor acompañen…

    Responder
  4. Está claro que cuando tenemos muchas opciones nos cuesta mucho más decidirnos por una, ya que como dices tu podemos llegar a agobiarnos.

    Por este motivo, un truco para incrementar las conversiones de un blog o de una página de ventas es reducir al máximo las posibilidades y centrarse en un solo objetivo.

    Saludos.

    Responder
  5. En mis decisiones siempre valoro posibles causas y desarrollo de futuro de la decision a tomar, ya que una vez este tomada no ay marcha atrás.

    Saludos.

    Responder
  6. Hola hola ps que dicen yo tengo muchas opciones pero no c cual tomar,
    1, mi padre me dice que me valla para EUEU con menor pero no c
    2, quiero meterme a la policia a sido mi sueño de toda la vida pero no c que hacer
    3, quiero seguir la Universidad pero no a veces pienso una cosa luego otr y no c que hacer tengo 18 años tengo mi novio pero por el no me animo irme al extranjero y no c que decision tomar

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *