Cómo no morir en el intento a la hora de montar un proyecto online

Los primeros pasos son los más complicados. Muchos emprendedores por falta de motivación a poyo no consigue ni finalizar estos inicios con éxito y no se lanzan.

Mira quién habla. Acaba de cerrar una empresa y quiere dar consejos sobre cómo no fracasar en el intento. Pues sí, soy un valiente y además en este blog se echan en falta los trolls por lo que veremos si con este post puedo mejorar en este aspecto… ;)

Empezar a emprenderDerechos de foto de Fotolia

Cuando hablo de no morir en el intento me refiero sobre todo a dar los primeros pasos para montar un proyecto desde cero. Muchos emprendedores no fracasan realmente porque no han conseguido lanzarse en serio perdiendo las ganas, el valor o el dinero para sacar a la luz su empresa.

Por qué es tan complicado ir más allá de la primera ilusión en un proyecto online

Sabiendo que no es el fin, en ocasiones tienes la sensación de ya haberlo logrado cuando consigues poner en marcha un proyecto sin saber si a largo plazo puede funcionar. Existen muchas razones por las que muchos se quedan atascados por el camino.

  • Falta de apoyo en el entorno: en la gran mayoría de los casos falta el apoyo en la familia y entre los amigos. Todos te dicen que estás loco y que deberías buscarte la vida con algo más seguro.
  • Poca experiencia: en general el emprendedor no dispone de una experiencia laboral de años en el sector en el que se quiere lanzar. Tiene que empezar desde cero aprendiendo las reglas específicas de su mercado.
  • Falta de conocimientos: tener una idea para un proyecto no suele ser suficiente para lanzarlo. O sabes de marketing y ventas o sabes de programación. En pocos casos dominas todos los campos que necesitas al principio.
  • Prácticamente cero recursos: tarde o temprano hay que invertir algo de dinero. Muchos no disponen de los 1.000 euros que igual requiere programar el primer prototipo u otro tipo de inversión que requiere recursos financieros.
  • Adversidad al riesgo: tengo muchos amigos que en sus sueños son emprendedores montando sus propios proyectos. Ahora que muchos de nosotros ya tenemos familia existe una adversidad cada vez más grande al riesgo.

Plan de supervivencia para los primeros días y semanas

Si has estado varias veces a punto de lanzarte pero al final te has echado atrás puede que hayas hecho bien. En el caso que te haya faltado la motivación final y la razón no haya sido la falta de potencial del proyecto igual te viene bien la próxima vez seguir estos puntos básicos.

1. Haz un Excel: no te quiero ayudar para lanzarte en un proyecto que desde el principio no tiene potencial. Haz unos cálculos básicos intentando no ser demasiado optimista para estudiar la rentabilidad potencial de un proyecto. Muchas ideas de negocio se descartan ya en esta fase. Si supera esta pequeña prueba es un pequeño chute de energía y motivación para seguir adelante.

2. Encuentra un co-fundador:  necesitas apoyo moral en esta fase. Todo es más fácil (o más complicado)  si sois varias personas que empujan el proyecto adelante. Eventos para emprendedores y en especial los de iWeekend son ideal para encontrar personas que están igual de mal que tú (en el sentido positivo claro). No he acudido nunca a ninguno de ellos. Por su funcionamiento en el que tienes que desarrollar la idea para montar un proyecto desde cero en grupos con ayuda de mentores lo veo ideal para conocer a potenciales co-fundadores.

3. Crea un blog: vaya pesado. Lo de montar un blog le vale para todo. Sí, pero es que tiene hasta sentido. Existen 2 factores importantes que te ayudan seguir adelante con un proyecto. El primero es producir un resultado y el segundo es obtener feedback. Crear un blog donde hablas sobre el proyecto y trabajas tu marketing de contenidos es uno de los consejos atípicos que me gusta dar siempre que alguien me pregunta (e incluso sin ello). Publicando tu primer post es producir un resultado y recibir un comentario es un feedback. Cuando lanzamos el primer post en el blog de Quondos y recibimos 180 comentarios (positivos) ya era imposible echarse atrás.

Si el Excel no te devuelve los resultados esperados es bueno morir en el intento. Lanzarse cuando desde el principio el potencial se puede poner en cuestión no es ser valiente sino más bien un idiota. Emprende siempre con cabeza porque una vez que estés tirado en la piscina con el agua hasta el cuello no hay marcha atrás… ;)

¿Cuáles son tus consejos para no morir en el intento de dar las primeros pasos con tu proyecto?

  1. No se que pensarán los trolls de tu artículo, pero yo creo que no hay nadie mejor que alguien que ha “fracasado” para hablar de este tema. Todo el mundo sabe que para triunfar hay que fracasar antes y quien no ha fracasado es porque no lo ha intentado nunca.

    Responder
  2. Es importantísimo validar tu idea y para ello hay que hacer un prototipo y empezar con las primeras ventas. Ese indicador te dirá si debes seguir con la aventura y desarrollar bien el producto o dejarlo. Un error muy común es el tener miedo a cobrar o el esperar mucho hasta tener un producto de muy buena calidad terminado.

    Responder
  3. Yo creo que lo principal es tener una buena idea, y después hacer las cosas con la cabeza. No eres la primera persona que habla de hacer un excel, los números!
    Al final emprender un proyecto y que salga bien, supone que los números salgan positivos.
    Pero… y si te lanzas y al principio son negativos… cuánto tienes que esperar para ver que los números no van a remontar? Quiero decir que siempre hay una fase de inversión, y si la cosa funciona, habrá un momento en el que los números positivos pesaran más que los negativos. ¿Cuánto esperamos antes de morir en el intento de iniciarse en un proyecto propio o ver que funciona realmente?

    Responder
  4. A ver. Hablamos de ideas, de buenas ideas, de la idea del millón. Pero ¿qué pasa cuando lo que quieres vender (producto o servicio) es lo que tú sabes hacer, lo único que sabes hacer? Por muy mala que sea la idea o por poca viabilidad que tenga el negocio, es lo único que sabes hacer.
    Creo que en ese caso no queda otra que ponerlo en marcha, te cuadren los números o no, tengas muchísima competencia o no e independientemente de la viabilidad de tu negocio online. Eso sí, habrá que intentar minimizar los riesgos para que la caída (si la hay) sea lo menos dura posible y, desde luego, hacerlo lo mejor posible, aportando valor y diferenciándote de la competencia.
    Por cierto, no pretendo ser ningún troll aunque lo pueda parecer. ;-)
    Saludos!!!

    Responder
  5. Lo principal es tener la idea, saber lo que quieres hacer y sobre todo que te apoyen y siempre es mejor tener un co-fundador ya que es mas ameno ser dos que uno.

    Como dicen, que mejor que alguien que a fracasado para hablar del tema.

    Seguro que ahora no cometes los errores del pasado.

    A veces hace falta caerse para levantarse aun mas fuerte.

    Saludos.

    Responder
  6. Hola Carlos,

    Solo los que han pasado por una experiencia como la tuya pueden dar consejos válidos, ten en cuenta que hasta que no se vive en la propia piel y encima se aprende de los errores, no se puede hablar con conocimiento de causa y con propiedad.

    A veces el día a día nos nubla y no nos deja ver lo que realmente está pasando en tu empresa.

    Para un negocio online u offline lo de montar blog previo es OK: si quieres que algo funcione, primero monta un blog y tantea el mercado, escribe y espera el feedback, enlaza tus redes sociales y crea unas alrededor del blog, para darle más difusión. Busca blogs que hablen de lo mismo y empieza a comentar sus post y darte a conocer.

    Yo le hice a mi hermano una propuesta, que le montaba un blog si el escribía sobre oftalmología y que le traería pacientes a partir del año de la publicación como reto personal.

    Mi sorpresa es que arrancamos en Marzo, el blog lo optimicé casi al 70% en Junio (todavía me faltan algunas mejoras); ya le he conseguido nuevos pacientes y hemos creado marca (http://www.drbelda.es/), nos han enlazado en otros blogs, e incluso hay bloggers que nos recomiendan en sus posts.

    Además él en el mundo offline ya es un profesional de nombre, con numerosas publicaciones, entrevistas en TV, investigaciones, trabajos internacionales, colaboraciones con laboratorios, ha trabajado y en algún caso ha sido socio de algunas clínicas de prestigio en España (Baviera, Oftálica, etc.).

    El trabajo que le he realizado en las Redes Sociales ha sido muy importante, bajo la supervisión de un plan de marketing online que le monté el año pasado.

    Pero lo más importante es que él se está dando cuenta que sí es posible montarse una clínica propia, ya que online en poco tiempo está consiguiendo contactar y hacer nuevos pacientes. Creo que además aumenta la autoestima.

    Un saludo Carlos y gracias por compartir.

    Javi Belda

    Responder
  7. Tres Javiers comentando en un post (creo) que todavía no ha ocurrido previamente… ;)

    Saludos a todos y gracias por vuestras aportaciones!

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *