Cómo lograr estar menos agobiado por el trabajo

Muchas personas se estresan mucho por la carga de trabajo que tienen a diario. Existe una fórmula “secreta” para seguir adelante y estar menos estresado.

El otro día estuve hablando con Isabel de Enredandoporlared.com. No recuerdo muy bien cómo llegamos a hablar sobre el tema. Probablemente fue una de esas típicas conversaciones de comienzo de semana sobre carga de trabajo y que íbamos todos corriendo como locos para sobrevivir la avalancha de curro que teníamos delante de nosotros.

Work HardDerechos de foto de Fotolia

Estuvimos debatiendo sobre que algunas personas resolvían el problema haciendo deporte, yendo de vez en cuando al spa, comer sano y estás cosas. La primera parte también la cumplo y sinceramente me ayuda para soportar mejor el estrés. Aun así existe todavía una fórmula mejor para estar menos agobiado por volumen de trabajo. Muchos ya la conocen pero no todos la aplican porque siguen convencidos que las otras alternativas pueden funcionar mejor.

Coincidimos ambos en un punto. La mejor forma para estar menos agobiado por el trabajo es seguir trabajando. ¿Por qué? Porque después de una sesión en el spa las tareas no desaparecen de manera milagrosa. Está muy bien cuidarse y de hecho es el algo que te ayuda a ganar en calidad de vida. Al final del día te vale únicamente para una cosa: para sacar fuerza para currar y salir adelante. No hay otra. Eso es nuestra fórmula secreta. Para ver la luz al final del túnel hay que entrar en el y dar un paso tras otro para salir de la oscuridad. Probablemente ya has descubierto esta receta mágica igualmente y si no ya sabes… ;)

  1. Mi receta particular para evitar el estres es la misma que tenía Hulk en la última película de Los Vengadores, donde el truco no estaba en controlar la ira, sino mantener un nivel alto siempre.

    Por supuesto en este caso hablamos de estres, y es aquello que lleva en mi vida más tiempo que mi memoria. He estado estresado desde que recuerdo: trabajo mejor, estoy más activo, más feliz y entretenido. Es por eso que sigo tu ejemplo de seguir trabajando, porque siempre tengo una carga extra de trabajo que me la pongo yo mismo si hace falta. Porque si me piden el 90% del esfuerzo realizable me aplatano, desanimo, aburro y hasta engordo :P

    El estrés no es malo per sé, el tenerlo y no desearlo, sí.

    Responder
  2. La respuesta esta en aprender lo urgente de lo importante, cuando aprendemos a diferenciarlo nos volvemos mas eficientes.

    Responder
  3. La cola de trabajo de un empresario o un emprendedor nunca tiene final, es más, es incrementál. Los magnates y directivos en su mayoría tienen un perfil psicopático con el cual les da igual si trabajan 12 o 14 horas por día, pero para el resto de la población resultaría insoportable a nivel psique llevar un estilo de vida así. Tampoco creo que valga la pena…

    Responder
  4. Siempre me han parecido absurdos los horarios de más de ocho horas diarias. ¿Qué te queda para disfrutar de la vida?

    El trabajo es siempre algo artificial… no creo que merezca la pena más de ocho horas diarias de lunes a viernes…

    Responder
  5. Totalmente de acuerdo con lo que dices. “Desconectar” y dejar el trabajo aparcado para hacer otras cosas solo los retrasa, y al final uno termina aún más agobiado y nervioso.
    No quiere decir que no se puedan hacer cosas diferentes, pero es mejor programar el trabajo que dejarlo para otro momento.

    Responder
  6. Hace un tiempo lei que habia que reservar un tiempo al dia en alguna tarea que te relaje me parece que decía sovre una hora. Igual se trata de eso….

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *