Cómo hacer escalar un e-commerce a baja escala

¿Quieres hacer crecer tu e-commerce mes a mes? Esto es lo que estoy aplicando ahora mismo en mi proyecto más reciente de e-commerce.

Hacer escalar un e-commerce. Me gusta escribir en primera persona sobre lo que comento en el blog. Tras apenas 6 meses y una facturación de 3.300 euros en el último mes ese titular sin más probablemente se me queda un poco grande. Es por ello que le he añadido “a baja escala”. Quien sabe, igual con un poco de suerte ya puedo escribir la versión completa dentro de un par de meses. Mientras tanto comparto mi experiencia reciente contigo.

escalarDerechos de foto de Fotolia

Lo que (creo) necesitas antes de pensar en escalar un e-commerce

Para este tipo de negocio se requieren cumplir algunos puntos. Esto no va de “monto mi nicho con cero de inversión”.

  1. Tener dinero para poder invertir. Probablemente lo más importante para mi caso particular. A pesar de todas las ventajas del dropshipping es una ventaja importante tener stock propio y en consecuencia hay que invertir para empezar entre 1.000-5.000 euros en producto en función de lo que quieras hacer.
  2. No buscar un retorno inmediato. Hacer escalar significa crecer rápido sacrificando beneficios. La cuestión es llegar rápidamente a una masa crítica que te permita competir en algunos segmentos con los más grandes de tu sector.
  3. Sobre todo experiencia de otros proyectos. No me hubiera metido en esto invirtiendo ya una cantidad de dinero que hace daño cuando la pierdas sin haber vivido años ya en este sector. Sigo aprendiendo a diario pero por suerte tengo algo de experiencia en el tema de venta online. Si partes desde cero es mejor hacer otro tipo de proyecto que no requiera apenas inversión.

Subir facturación mes a mes – esto es lo que estoy haciendo

El proyecto reciente de coleccionismo me está haciendo tanta ilusión porque ocurre algo atípico en el mundo de los negocios. Estoy obteniendo resultados rápidos en poco tiempo. Esto motiva enormemente pero también te hace sentir demasiado cómodo. Las cosas no salen a la primera y es cuestión de tiempo hasta que también en este proyecto surjan problemáticas que requieran una mayor inversión de tiempo.

Reinvertir ingresos

Una de las cosas que estoy haciendo es reinvertir cada euro que me está entrando. Lo importante es que haya un flujo continúo de dinero y producto. El crecimiento permite lograr sinergias que hacen que la piedra gigante coja cada vez más inercia.

Una de las cosas que permite es ir ampliando continuamente el catálogo. Cuando más oferta tienes, más probabilidades tienes que un comprador potencial acabe encontrando algo que le guste. Es el concepto “Amazon” pero dentro de mi nicho. Quiero que la gente no pase por otro sitio porque les voy acostumbrando que lo puedan encontrar todo en mi tienda a un precio adecuado.

Abrir mercado en nuevos países

Esta semana abrimos nuevo mercado en Brasil. Tras por fin lograr la primera venta en Japón toca buscar nuevas metas. Cuando tienes un producto que es vendible a nivel internacional el crecimiento es relativamente fácil, buscando nuevos compradores potenciales.

Bajar coste de envío

Esto implica que seas capaz de enviar a bajo coste a todo el mundo. Acabamos de cerrar un acuerdo que nos permite hacer envíos internacionales a un precio muy bajo. A nivel nacional ya íbamos bien antes porque podíamos hacer uso del proveedor existente de las demás tiendas.

Invertir en publicidad online

Este canal de momento no me está siendo rentable. Tras muy buenos primeros resultados con Facebook Ads me está costando lograr conversiones al mismo ritmo. En Google Adwords de momento vamos por 2 conversiones. Es un canal nuevo ya que los que siguen este blog saben que mi plataforma preferida es la de FB Ads. Aun así confío que le voy a poder sacar rentabilidad. Al final las campañas de conversión también son una inversión en branding. No hay que pensar únicamente en las ventas a corto plazo. Paciencia.

Todas estas medidas me permiten al menos durante unos meses más (o eso creo), seguir aumentando la facturación. Para el mes de julio que típicamente es uno de los más flojos del año quiero romper la barrera de los 4.000 euros de facturación. No va a ser sencillo pero tendremos que meterle caña. Creo que se puede. Bueno, ya te contaré… ;)

Stay tuned.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *