¿Cómo elegir la primera tarea del día?

La primera tarea del día tiene un impacto importante en el resto de tu jornada laboral. Elegirla bien puede ser decisivo para realizar una parte importante de las tareas pendientes.

La decisión de cómo inicias tu jornada laboral puede tener un impacto importante en el resto del día. El primer impulso tiene un impacto importante sobre la productividad y efectividad de todas las tareas que siguen. Si empiezas con buen pie significa que podrás dar un paso tras otro. Estarás más motivado por qué ya te has quitado una piedra importante por delante nada más empezar tu día.

ProductividadDerechos de foto de Fotolia

En caso contrario se pierde el tiempo preguntándose por qué ya ha pasado tiempo y no hemos logrado absolutamente nada. Esto puede generar tal circulo vicioso porque le das tantas vueltas impidiéndote realizar ninguna tarea de forma efectiva. Acabas el día prácticamente como lo empezaste. Así que la pregunta es: ¿cómo elegir la primera tarea del día?

Piensa en lo más molesto de tus tareas y empieza con eso. No es necesariamente que sea lo más urgente pero debería ser lo que más te preocupa en ese momento. Si no empiezas con esa tarea siempre corres el riesgo que te distraiga mientras que estés intentando hacer otra cosa.

No hagas todavía una pausa cuando termines con la primera tarea. Dar un buen primer paso es lo esencial pero no es suficiente para acabar el resto bien. Tienes que ganar inercia que te de un impulso para atacar con fuerza el resto de las tareas.

La primera tarea del día puede ser decisiva para el resto de la jornada. Si no tienes la suerte de haberla elegido bien y no avanzas no te desesperes. Todavía tienes tiempo para hacer cosas. Lo que no has hecho no se ha hecho. No hay que mirar hacia atrás sino centrarse en lo que queda del día. Lo que se consigue hoy genial y el resto ya se hará más tarde. Dará tiempo para todo. Es cuestión de ponerse…

  1. No lo puedo evitar. Lo primero que hago es despejar todo lo posible la bandeja del correo. Tendría que empezar por los comentarios; pero eso es algo que me gusta e iría en contradicción con la línea de este artículo.

    Responder
  2. Yo creo q lo q mas distrae a la mayoria es el correo.
    Es como si esperaramos una gran noticia …. ;)
    También hacemos justo lo contrario dejamos la tarea más pesada para el final.
    Abrazu

    Responder
  3. Hola Carlos, soy seguidora de tu blog y nunca me había animado a escribir un comentario, y … ya ves, el artículo más simple ha hecho que me anime a escribir. Me ha hecho pensar bastante el tema de la primera tarea del día. Yo al trabajar con animaciones para niños debo estar a tope desde el primer momento.

    Responder
  4. Es muy cierto la importancia de saberse organizar y distribuir las tareas a lo largo del día. Es más, al igual que Carlos comenta en el artículo, consideramos que empezar con las tareas más pesadas es mejor ya que tienes más energía. Sin embargo si lo dejas para el final el cansancio se deja reflejar en la ganas.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *