¿Cómo aumentar la facturación de tu tienda sin captar más tráfico de Google?

¿Cómo facturar más sin lograr más visitas de Google? En este post te doy un par de pistas para darte algunas ideas que igual puedes aplicar en tu tienda.

Facturar más. Es uno de los grandes retos para cualquier tienda. Cuando ya has pasado por una fase de madurez subir posiciones en Google para aumentar los ingresos es cada vez más complicado. Llegado a este punto tienes que ponerte las pilas para buscar alternativas que te permitan si no es aumentar por lo menos mejorar la facturación.

aumentar facturaciónDerechos de foto de Fotolia

En búsqueda de soluciones te propongo trabajar los siguientes campos.

Comprar visitas en plataformas de social ads

Siguiendo este blog, no podía faltar la opción de comprar tráfico en plataformas de social ads. Como estamos hablando de alternativas a Google no tiene sentido mencionar Adwords porque esto probablemente ya lo estás haciendo.

Sin duda una de las formas más potentes para captar tráfico y ventas es Facebook Ads. Te puede servir siempre como alternativa si realizar campañas de SEM te sale cada vez menos rentable. Lo que hay que tener en cuenta es que tiene otro tipo de enfoque. Con Adwords puedes llegar a personas que ya tienen una necesidad concreta y están listos para comprar. En Facebook la cosa puede ser un poco distinta.

Justo hoy tuve una formación donde una mujer quería llegar a informáticos para ofrecerles escapadas en veleros. Los describía como cliente ideal porque disfrutaban mucho de la vela una vez que habían disfrutado de esta experiencia. No buscan activamente este tipo de actividad de ocio.

A través de vídeos y fotos puedes segmentar para llegar a este perfil. No intentas venderles de manera directa sino les haces pasar las 4 fases del embudo de conversión. De esta forma generas el deseo y finalmente los captas como clientes.

Aumentar el margen de tus productos

Aquí depende un poco del modelo que estás llevando a cabo en tu tienda online. Básicamente puedes vender productos físicos o digitales.

En el primero de los casos o bien tienes producto en stock o trabajas con un proveedor de Dropshipping. En ambos casos hay que entrar en negociaciones con la empresa que te proporciona los productos. Lo que tú quieres ganar más van a ingresar menos ellos.

En función del volumen de ventas que ya le estás generando vas a tener más o menos capacidad de lograr tu objetivo que sería reducir el coste del producto. Cuando la relación ya tiene un recorrido largo y es de confianza se puede hacer el intento. No recomendaría pedir mejores condiciones si apenas te conocen.

En caso de no competir en un mercado donde el precio es un factor fundamental para la toma de decisión, también se puede aumentar el margen ganando más haciendo pagarle más al cliente.

Ampliar el catálogo aplicando cross-selling y up-selling

Igual este punto lo puedes juntar con el previo. Ampliar el catálogo de tu tienda es una forma de variar la oferta para aumentar la facturación por cliente. Cuando tu proveedor va a aumentar los ingresos porque le vas a comprar más mercancía tienes la excusa perfecta para apretar los precios. Esta estrategia depende de tu capacidad financiera que por defecto suele estar limitada.

Siendo realista esto tampoco no es tan sencillo porque si un aumento de producto no va acompañado de una optimización en el proceso de compra probablemente el efecto será nulo. Aquí podemos aplicar tanto técnicas de up-selling como cross-selling. De forma resumida consistiría en hacer recomendaciones en compras pasadas e incluso en el mismo proceso de adquisición de un nuevo producto.

Mejorar la usabilidad de la tienda

Es por todo lo mencionado previamente que hay que invertir horas y horas en el estudio de optimización de la página. A veces son pequeños cambios que pueden marcar grandes diferencias a la hora de cerrar una compra.

Hoy en día existen tanto formas internas que consisten en mejorar la usabilidad como externas (uso de herramientas) para cerrar más ventas sin aumentar las visitas.

El mayor potencial se suele encontrar en el embudo de conversión. Aquí pequeños detalles pueden generar confusión y cancelar el proceso. Una vez identificados estos puntos de aborto se eliminan para asegurar el flujo hasta el final de la compra.

Siendo creativos se pueden hacer muchas más cosas. El día a día puede ser exhaustivo y quitar tiempo de esta tarea. No te olvides que dentro de lo urgente también encuentras un hueco para hacer lo importante. Ya me contarás… ;)

 

  1. […] el pasado ya te comenté un par de ideas para aumentar la facturación de tu tienda sin necesidad de estar mejor posicionado en Google. Una de estas ideas tenían que ver […]

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *